Antorcha Campesina, de vínculos priístas, posee 50 gasolinerías, restaurantes, hoteles y más, en 7 estados del país

Antorcha Campesina, grupo de choque priísta, posee cerca de 50 estaciones de gasolina y gas LP en al menos 7 estados del país: Estado de México, Puebla, Guerrero, Oaxaca, Nayarit, Morelos y Veracruz; además de tortillerías, centros recreativos y restaurantes.

El jueves pasado, el presidente López Obrador dio a conocer los vínculos que tiene esta organización, la cual tiene 44 años de haber sido creada, con partidos políticos.

Fue creada por Aquiles Córdova Morán, y ha logrado convertir al Estado de México en su principal bastión político y económico, gracias a la intromisión de sus grupos de choque.

 Fue durante la pasada administración, cuando se otorgaron la mayor cantidad de permisos para operar estaciones de Pemex, registrándose a nombre de hermanos, sobrinos, cuñados, compadres y ahijados políticos de dirigentes de la organización.

Un ejemplo, es la gasolinera a nombre del dirigente.

En 2015 y 2016 obtuvieron tres concesiones para operar en la montaña alta de Guerrero y están registradas a nombre de familiares del líder nacional, Aquiles Córdova Morán. Una está en el municipio de Huamuxtitlán, a nombre de su hermana, Danae Alcestes Lavinia Córdova Morán, y dos en Tlapa de Comonfort, a nombre de su cuñado, Juan Manuel Celis Aguirre, así como de Lucila Leonida Acevedo Rojas de Antorcha Campesina en el norte del país, Ricardo Esquivel Castañeda, ubicada en Santiago Ixcuintla, Nayarit, y que fue inaugurada en 2015.

En Chimalhuacán, Estado de México, su principal bastión político, también hay estaciones de servicio que opera Antorcha Campesina. Se encuentran a nombre del dirigente regional centro, Everardo Lara Covarrubias.

Una estación de servicio se ubica en la avenida Arca de Noé número 3, en la colonia San Miguel, y la otra sobre Avenida Peñón. Todos los días abastecen a los vehículos oficiales del municipio que controlan desde el año 2000. A principios de este año, el priísta Jesús Tolentino Román Bojórquez, miembro de Antorcha Campesina, inició su tercer periodo como alcalde.

Por otro lado, la dirigente del Movimiento Antorchista en Yucatán, Aleida Ramírez Huerta, reconoció este martes que la agrupación posee 40 gasolinerías, dos hoteles, centros recreativos, restaurantes, tiendas de abarrotes y otros negocios en el país, pero aseguró que todos son lícitos y se forjaron con recursos que sus militantes han aportado durante cuatro décadas.

Resaltó que esos negocios están en regla y sus utilidades les permiten a sus militantes movilizarse sin tener que pedir “favores” a nadie, y en ese sentido rechazó que la agrupación haya sido beneficiada con la reforma energética de Enrique Peña Nieto.

Sostuvo que esas empresas tienen registro legal, pagan impuestos y son fiscalizables, y aseguró que la agrupación y su dirigente nacional, Aquiles Córdova Morán, son blanco de una “campaña de desacreditación y satanización”.

Notas del mes

Lo lamentamos. No hay nada que mostrar aún.